martes, 29 de octubre de 2013

Adiós chupete …

Hoy aprovechando que hemos tenido un día con una temperatura muy agradable (sobretodo para estar a punto de entrar en el mes de noviembre) y que tenemos a papi de vacaciones, hemos pasado una tarde estupenda de juegos en los columpios y de largos paseos por la playa.

20131029_144851

En esos paseos por la playa nos ha acompañado el “pequeño” Tyson … y pongo lo de pequeño entre paréntesis, porque aunque acaba de cumplir cuatro meses, ya pesa 20.3kg

IMG_4505

En mis juegos locos y mis carreras con el pequeño peloucho, se me ha caído un chupete que llevaba por si a Mateo le entraba el sueño extremo y al papá de la criatura y a mí se nos ha encendido la lucecita de “se me acaba de ocurrir una idea” a la vez y hemos hecho como si Tyson hubiese mordido el chupete y al subir a casa se lo hemos cortado.

bombilla_idea

 

En el momento que lo cortamos le enseñamos al pequeño lo que había hecho el “cachorro” y mi pequeño se quedó todo disgustado y le decía “Tyson a pete Ateio no se come” (Traducido al castellano … Tyson, el chupete de Mateo no se come) y nos enseñó a los papis y al padrino completamente desolado el “mordisco” del chupete … ay pobre qué carita de pena ponía!!! Cuánto me ha costado no darle un chupete nuevo en ese momento!!!

Me pidió que se lo lavase y se lo metió en la boca porque el sueño ya le podía, pero para nuestra sorpresa se lo sacó al momento y dijo “ajco mami … a pete comió Tyson” y me lo dio.

Cuando llegamos a casa se lo dejamos en el salón, diciéndole dónde lo dejábamos y él de vez en cuanto se paseaba por donde estaba y lo miraba con pena, pero sin prestar demasiada atención.

Cenamos, el papi le dio un súper baño relajante y cuando finaliza el baño siempre siempre nos pide el chupete, pero hoy, él le explicaba al padre que no iba a querer chupete porque estaba mordido … estábamos alucinando la verdad …

Le ha pedido al papi el resto de rutinas que hacen después del baño (masajes relajantes varios que el papá le da) y se ha acostado con wauwau y elefante (elefante duerme con él desde que nació y wauwau desde hace un año) y sin chupete.

IMG_0626

Mateo no quiso el chupete casi nunca, hasta que le empezaron a salir los dientes que pasó de no quererlo a ser su mejor compañía!!!

A los 18 meses decidimos quitárselo por el día y le explicamos que el chupete sólo era para dormir y salvo ocasiones puntuales, sólo lo tiene para siestas y por la noche, pero ahora con 30 meses nos parecía imposible poder dejarlo definitivamente sin tener unos lloros y gritos importantes, pero hoy para nuestra sorpresa no los ha habido.

No nos lo podemos creer, pero se ha acostado, ha hecho dos amagos de llorar, se ha dado la vuelta abrazando a sus compañeros de sueños y se ha puesto a dormir!!!

No os imagináis lo orgullosos que estamos los papis de nuestro pequeño, porque lleva horas durmiendo como un angelito y sin el chupete y encima cuando el papi le dijo que iba a pegarle a Tyson por lo que había hecho, le respondió “no, papi no … no riñas a Tyson” … no es un amor??? Me lo como a besos!!!!

Ya os iré contando porque imagino que esto no será tan fácil y vendrán los días en los que el síndrome de abstinencia esté presente, pero ha sido un buen comienzo y la idea de decirle que el perro ha sido el que ha mordido el chupete es estupenda y os la recomiendo totalmente.

Besos y dulces sueños a tod@s los que estáis al otro lado de la pantalla!!!

Y no olvidéis que nos podéis seguir también en FACEBOOK, INSTAGRAM y en TWITTER

14 comentarios:

  1. Que angelito!!!!
    ainsss se me han escapado unas lagrimillas, madre pobrecin... Es que me le imagino y me da una pena, pero oye chupete fuera.
    Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí también se me escaparon lagrimillas ayer por la noche!! Qué pena me dió Laura, pero es un campeón y ni lloró ni nada.
      Y hoy preguntó por él antes de ir a dormir la siesta, pero al enserñarle que seguía "mordido" se fué a mimir sin ni siquiera decir un pero ... estoy que no me creo que mi bichito sea mayor!!!
      Mil besos, Lara

      Eliminar
  2. No se si ha salido mi comentario anterior, te decía que: que angelito!!! pobre seguro que ha pasado un momento muy malo, pero una etapa mas superada, además es un amor!!
    Un besote

    ResponderEliminar
  3. Jo qué bien Lara! Ojalá y como tú dices,pues que no se quede solo en esta noche....vamos, que ya os lo vuelva a pedir y lo siga aceptando así de maravillosamente! Nosotros no tenemos a ningún Tyson en nuestras vidas jejeje peto aunque lo tubiéramos, dudo que nos fuera tan fácil de convencerlo :(
    Y desde luego y sin ninguna duda, es para estar orgullosísimos del Mateo el campeón!! Ya nos contarás si hay más novedades....besitos lindossss !!! ;-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay Raquel no te imaginas lo emocionada que estoy porque mi bichito ya es mayor!!!
      Durmió toda la noche del tirón y hoy ha dormido su siesta sin rechistar ni nada ... no me lo creo!!! Antes de irse a mimir la siesta preguntó por su pete, pero al enseñárselo y ver que seguía mordido, lo volvió a dejar donde estaba y no lo quiso.
      De verdad que con el miedo tan grande que yo tenía por los gritos que iba a haber en esta casa y ni ha llorado ni nada!!! Un campeón!!
      Besos gigantes!!!

      Eliminar
  4. Ay Lara que rico Mateo, que pobre. Y porque lo ha mordido Tyson que si se lo llega a romper otra persona seguro que no se lo toma tan bien....jiji
    Yo no sé que esto del chupete porque Carol nunca lo quiso pero mi cuñada nos contó como se los quitó ella a sus dos peques.
    Hizo un agujerito en la tetina en todos los chupetes (guardó uno por si se complicaba la cosa) esto hacia que cada vez que se los ponían les pegaba un pequeño pellizco en la lengua y les dijo que cuando te haces mayor los chupetes ya no funcionan.
    De esa manera ellos mismos lo dejaron.
    Que trucos nos inventamos los padres ehh madre mia!!!!
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No te imaginas lo bueno que es no darles chupete Carmen ... qué bien hicísteis o qué suerte si fue la pequeña quien no lo quiso!!!
      Estamos muy contentos porque con esta táctica, pasa igual que como le ha pasado a tu cuñada, que es él quien no lo quiere y eso que ahora se lo dejamos a la vista todo el día y no está siendo para nada traumático.
      De hecho hoy ha dormido la siesta sin él y todo genial!!! Estamos que no nos lo podemos creer!!!
      Un besiño, Lara

      Eliminar
  5. Respuestas
    1. A mí al principio me dió mucha penita, pero al ver que es él quien lo rechaza y comprobar que lo lleva realmente bien, estoy feliz, porque lo único que estaba haciendo el chupete es deformarle el paladar y los dientes.
      Mil gracias por dejar un comentario que se agradecen muchísimo. Lara

      Eliminar
  6. Nosotros lo pasamos fatal cuando se lo quitamos. Lloraba, no se podía dormir y a las 12 de la noche oíamos un muñeco musical que tiene porque seguía sin poder dormirse. Me dio una pena... ¡Mucho ánimo a Mateo y vosotros! Y al pobre cachorro que se ha llevado las culpas sin saberlo...

    ResponderEliminar
  7. Bravo por Mateo!!!! Superados los 2-3 primeros días el resto es pan comido. Besos. Inma

    ResponderEliminar
  8. Mateo se nos hace mayor, pero me alegro mucho que lo lleve tan bien, porque sino fuera asi seria duro para el y para vosotros, besitos

    ResponderEliminar
  9. ¡¡El mismo truco que usé yo!!¡¡Nunca falla!! Jajaja.
    David tenía 38 meses y una adicción extrema al chupete. En pocas fotos aparecía sin él. Además para dormir, para ir por la calle, vamos... para todo.
    Un día me harté un poco y se me ocurrió decirle que Negu (el perro de mi hermano) se lo había comido, y santo remedio, no volvió a preguntar por él.
    Después de esta experiencia, cuando nació Gonzalo ni siquiera le enseñamos un chupete. Y como no lo ha conocido, no lo ha tenido que hechar de menos.

    Me alegro que te haya funcionado, ¡¡Mateo ya es un pequeño hombrecito!!

    Besos.

    ResponderEliminar
  10. ¡¡Yo hice lo mismo con David!! ¡¡Siempre funciona!!
    David tenía 38 meses y una adicción extrema al chupete. Lo usaba de día, de noche, no había foto en la que no apareciese con chupete.
    Un día se me ocurrió decirle que Negu (el perro de mi hermano) se había comido su chupete y la verdad que no volvió a preguntarme por él. ¡¡Santo remedio!!
    Después de esta experiencia, cuando nació Gonzalo, decidimos que no había que enseñarle un chupete. Así como no lo ha conocido, no lo ha hechado de menos.

    Me alegro que haya sido tan fácil para Mateo. ¡¡ya es un gran hombrecito!!

    Besos.

    ResponderEliminar